Niegan que gobierno haya hipertrofiado nómina pública

El Tesorero Nacional, Alberto Perdomo, negó hoy que el presidente dominicano, Danilo Medina, haya hipertrofiado la nómina pública y explicó los pagos mensuales que realiza el gobierno.
Perdomo aclaró que desde el 2012 hasta la fecha la nómina pública solo ha tenido un incremento de un 15 por ciento.
En ello hay que tomar en cuenta todos los aumentos salariales realizados por este gobierno, que han beneficiado a profesores, a todos los profesionales del sector salud, a policías y agrónomos y pronto también beneficiaran a los militares, destacó.
La administración paga mensualmente 12 mil millones de pesos aproximadamente en salarios. En eso se incluye el gobierno central y las instituciones descentralizadas, dijo.
Es bueno recalcar que ahí va incluido el aumento a los policías, a los maestros, a los médicos y el que se le va a hacer a los militares a partir del presente mes o en agosto próximo, reiteró.
Perdomo aclaró que actualmente la nómina del Ministerio de Educación ronda los cinco mil millones de pesos y a eso hay que agregarle cerca de mil 800 millones de pesos destinados a los sueldos a los médicos.
Maestros y médicos juntos hacen más de la mitad de los 12 mil millones destinados a la nómina que tiene más de 425 mil empleados entre el gobierno central y las instituciones descentralizadas, puntualizó.
El Tesorero Nacional dijo que los aumentos salariales son iniciativas que ha tomado el gobierno para mejorar la calidad de vida a los servidores de la administración pública como un reconocimiento a esa gran labor que hacen en beneficio del Estado dominicano.
Recordó que uno de los problemas que más afecta a la sociedad dominicana es la seguridad ciudadana, y para enfrentar esa problemática se hace imprescindible darle mejor condiciones de trabajo a guardias y policías y eso pasa por incrementarles los sueldos.
Perdomo también destacó el gran impacto que en término de transparencia ha significado la Cuenta Única, que eliminó el manejo por parte de instituciones que tenían seis y siete cuentas cada una, lo que implica la eliminación por ese concepto de más de 200 mil millones de pesos que manejaban a su antojo esas entidades.